Principal red inmobiliaria en España y Portugal

Escribe aquí tu dirección

Valora

Categorias

Wanda y el Ayuntamiento de Madrid salvarán ‘in extremis’ la reforma del Edificio España, según los expertos

Las últimas novedades sobre la continuidad de la reforma del  Edificio España pasan por la reunión que durante esta semana o la que viene mantendrán las partes en conflicto. El concejal de Desarrollo Urbano Sostenible, José Manuel Calvo, confirmó que el propietario del inmueble, Grupo Wanda, y el Ayuntamiento de Madrid se reunirán para continuar con los trámites para completar los permisos de obras y resolver esta situación enconada que permitiría una inversión en el edificio y en la zona de 700 millones de euros.

Según publica El Confidencial, Wang Jianlin, fundador de Wanda, enviará a su director general y mano derecha Laurent Fischler a Madrid para reconducir la situación y acabar con la rumorología sobre su marcha.

¿Y qué opina el sector de todo esto? Los expertos consultados por idealista/news están convencidos de que el proyecto finalmente saldrá adelante, aunque sea en el último momento.

Tienen la sensación de que el conglomerado que lidera Wang Jianlin ha estado siguiendo una estrategia para reforzar su posición negociadora y que el Ayuntamiento capitaneado por Manuela Carmena, consciente de la importancia de las obras para la capital, buscará la vía para alcanzar el acuerdo. Y es que al grupo chino no le compensa paralizar una operación porque se arriesgaría a perder dinero, mientras que al consistorio no le interesa seguir retrasando la reforma del inmueble y sus aleñados situados en pleno centro urbano.

"El Edificio España es una operación compleja y en mi opinión el grupoWanda ha querido maximizar sus beneficios al querer quitar la protección pero lo cierto es que lo compró con esas limitaciones. Es una cuestión de números y posiblemente de presión en las negociaciones. Debemos esperar a conocer las noticias de los próximos días y no ser especialmente negativos", explica Ignacio Ortiz, analista de Foro Consultores.

Con sus argumentos coincide Miguel Vázquez, socio director de la división de hoteles de la consultora inmobiliaria Irea. "Parece que se trata más bien de una estrategia que persigue mejorar la posición negociadora de Grupo Wanda frente al Ayuntamiento. Dada la magnitud del proyecto y el nivel de inversión inicial realizado (se gastó 265 millones de euros en comprar el inmueble), cualquier eficiencia que se consiga sobre cómo enfocar la rehabilitación reforzará la viabilidad del proyecto para el promotor. Si ése es el objetivo parece, a la luz de lo acontecido hasta el momento, que algo ya se ha conseguido", opina.

Además, el mercado insiste en que el grupo Wanda, un conglomerado internacional con amplia experiencia en el mundo de los negocios y que tiene al frente una de las mayores fortunas del planeta (Wang Jianlin), tiene cintura suficiente como para acoplar el proyecto a los condicionantes que imponen las autoridades locales y que, finalmente, acabará actuando en consecuencia.

"Nos parece razonable que el emblemático Edificio España presente un cierto grado de protección. El inversor debe entender estos condicionantes y adaptar su proyecto. Tenemos entendido que los estudios de arquitectura contratados por el inversor (Norman Foster y Lamela) están trabajando en un nuevo proyecto de mayor carácter residencial que respeta la fachada y otros elementos estructurales para garantizar su protección y la seguridad de la obra. Un proyecto así debería conseguir las licencias de obra necesarias para desatascar la situación actual y permitir avanzar el proyecto en un sentido favorable para ambas partes", sostiene Antonio Díaz-Barceló, responsable del sector inmobiliario de ONE to ONE Corporate Finance.

A Madrid le interesa el proyecto

Pero el inversor extranjero no es el único al que le viene bien cerrar un acuerdo. Según un estudio de arquitectura madrileño, "tenemos que ofrecer la visión de ciudad moderna y cuidada. Hoy la Plaza de España da sensación de abandono, adolece de problemas urbanísticos sin resolver y no remata como debiera un eje principal de la ciudad como es la calle Gran Vía. Para el Ayuntamiento la reforma de la plaza de España tiene que ser un proyecto prioritario. Esto coincide con que existen empresas privadas que están dispuestas a promover la plaza, porque entienden su importancia, y lo lógico es cooperar con ellas".

Así pues, el sector cree que el consistorio debe adoptar una postura más conciliadora para reactivar el plan de Wanda y, con él, dar un nuevo impulso a la zona. "Una actuación flexible permitirá, además de la transformación y puesta en explotación del inmueble tras años de abandono y degradación, que la capital cuente con una zona que aporte valor a la ciudad. En una urbe como Madrid, que compite en la liga de las 'key cities' a nivel europeo, consideramos fundamental contar con unmodelo de ciudad que permita atraer la inversión y, a la vez, garantizar el patrimonio histórico", detalla el socio director de Irea.

De incumplir esta estrategia de facilitar la labor empresarial e inversora, alertan los expertos, la capital perdería parte del atractivo que derrocha en el extranjero, sobre todo en los proyectos que requieran rehabilitar inmuebles protegidos. Además, si se paraliza el proyecto de Wanda, la ciudad también perderá la oportunidad de generar miles de puestos de trabajo (se calcula que las obras pueden crear más de 6.000 empleos directos e indirectos) y de avanzar en otros importantes planes urbanísticos municipales (como, por ejemplo, la bautizada 'Operación Campamento').

Menos trabas a empresarios e inversores 

"Cuanto menos intervengan los políticos en la actividad privada, mejor. Los empresarios necesitan que se les quiten trabas, que se les deje crear riqueza. Yo haría todo lo posible por adaptar la norma a la realidad arquitectónica y los intereses políticos, a la realidad empresarial de España. De nada nos sirve tener el Edificio España igual que hace 40 años si acaba siendo un despojo urbanístico, vacío y degradado. Debemos tener muy claro que para que funcionen los Ayuntamientos y los principales servicios públicos lo primero que tiene que haber son ingresos de las empresas privadas y si las ahuyentamos o les ponemos dificultades poca riqueza van a crear", añade el estudio de arquitectos.  

Por el momento, y a la espera de que la mano derecha de Wang Jianlin retome las negociaciones con el equipo de Manuela Carmena, los expertos confían en que el sentido común se acabará imponiendo en ambas partes.

"El Ayuntamiento de Madrid debe facilitar la operativa de Wanda concediendo las licencias oportunas con agilidad, pero preservando la protección urbanística y seguridad de la obra que requiere la Ley. Wanda debe cumplir los condicionantes urbanísticos y legales con proyectos que, a su vez, proporcionen las rentabilidades atractivas que el mercado inmobiliario de Madrid ofrece para consolidar así una actividad recurrente en el mercado.  Creemos que esto es posible y debe servir como un precedente positivo para animar a otros inversores que pretenden invertir en el mercado inmobiliario español", concluye el experto de ONE to ONE Corporate Finance.

 Fuente: Idealista.com21/01/2016