Principal red inmobiliaria en España y Portugal

Escribe aquí tu dirección

Valora

Categorias

Los hipotecados se han ahorrado más de 3.300 euros durante la crisis gracias a la caída del euríbor

El verano de 2008 marcó un antes y un después en la crisis y en el bolsillo de los hipotecados. Fue entonces cuando el euríbor a doce meses, el indicador de referencia de la mayoría de las hipotecas en España, firmó su máximo histórico y empezó su racha bajista.

Desde entonces, y al margen de los repuntes de 2010 y 2011, el índice no ha dejado de caer y ha pasado de rozar el 5,4% a moverse cómodamente por debajo del 0,1%. Ya cerró noviembre por debajo de dicho nivel, está fijando la media de diciembre en el 0,055% e incluso ha estado varias sesiones por debajo del 0,05%, el nivel históricamente bajo en el que se encuentran actualmente los tipos de interés en la eurozona.

Los hipotecados se han ahorrado más de 3.300 euros durante la crisis gracias a la caída del euríbor

Según los cálculos que ha realizado el diario La Razón, cogiendo como referencia una hipoteca de 120.000 euros a un plazo de 20 años con unas condiciones de euríbor+0,5%, el ahorro de los hipotecados supera los 3.300 euros desde los máximos del índice en 2008.

Los hipotecados se han ahorrado más de 3.300 euros durante la crisis gracias a la caída del euríbor

Recordemos que el euríbor ha ido cayendo gracias a las medidas que ha ido tomando el Banco Central Europeo (BCE) durante la crisis para impulsar a la eurozona y mantener la inflación dentro de su objetivo (cerca del 2%, pero por debajo de dicho nivel).

La máxima autoridad monetaria ha ido bajando progresivamente los tipos de interés hasta dejarlos en el mínimo histórico del 0,05% (el precio del dinero lleva en ese nivel desde septiembre de 2014) y ha activado un multimillonario programa de compra de deuda pública y privada para seguir impulsando la recuperación de la economía y los precios (el famoso 'QE').

De momento, todo apunta a que el euríbor se mantendrá en zona de mínimos al menos 12 meses más. El BCE, de hecho, anunció la semana pasada que ampliará el QE seis meses más de lo previsto (estará activo hasta marzo de 2017) y ha dejado entrever que no moverá los tipos de interés hasta dentro de un tiempo (los analistas no auguran cambios hasta 2017).

Las buenas noticias también llegan a los nuevos hipotecados, que están viendo cómo la banca se está volcando en volver a dar créditos y ha entrado en una lucha de diferenciales que está abaratando las ofertas hipotecarias. En apenas dos años, el diferencial de las hipotecas (es decir, el porcentaje que se suma al euríbor) se ha reducido a la mitad y vuelve a situarse alrededor del 1% e incluso por debajo.

Al margen del euríbor, en el mercado existen también ofertas a tipo fijo cada vez más atractivas, que incluso bajan del umbral del 2%.

 

  Fuente: Idealista.com - 09/12/2015