Principal red inmobiliaria en España y Portugal

Escribe aquí tu dirección

Valora

Categorias

¿Qué hay detrás de las hipotecas a tipo de interés fijo tan baratas?

La oferta de hipotecas a tipo fijo para la compra de una casa exhibe una situación inédita: un coste mínimo histórico. Bankinter ha dado la última vuelta de tuerca a este escaparate con una hipoteca fija desde el  2,05%  después de que Kutxabank marcara el anterior suelo (2,5%). Niveles históricamente reducidos que sorprenden a hipotecados y a economistas. ¿Qué esconden estos revolucionarios préstamos?

La explicación de los bancos es que "se da respuesta al cliente", como afirma Ignacio Lozano, director general adjunto de Bankinter. "El 2,05% es un tipo muy competitivo que cubre la demanda y que va en la línea de lo que predomina en otros países europeos", añade. "Se trata de trasladar los precios reales del mercado al hipotecado", declara. Pero, más allá de la versión oficial, ¿qué hay detrás de esta jugosa oferta?

Un Euribor bajo a largo plazo

La banca suele anticiparse al futuro financiero. Bajo esta máxima, es evidente que el Euribor, principal índice que marca el precio de las hipotecas variables, seguirá bajo mínimos a largo plazo. Según  Gonzalo Bernardos, economista y director del Máster Inmobiliario de la Universidad de Barcelona, "como pronto, no superará el 2% hasta 2017". Desde Bankinter, Lozano avala este futuro: "Si pienso a un año vista, los tipos estarán bajos y el Euribor también, salvo que pase algo extraordinario".

Un mal menor para los bancos

Con la expectativa de tipos bajos a largo, la banca ve en las hipotecas fijas un negocio interesante en comparación con sus productos habituales. "Las entidades deben elegir entre dar una hipoteca a 10 años a un 2% o 2,5%, comprar un bono español a 10 años al 1,2% o líneas de créditos a empresas al 0,9%", expone Bernardos. Además, recuerda que a la banca le sobra el dinero tras la inyección de liquidez del Banco Central Europeo (BCE) y tiene que moverlo.  Julio Rodríguez, presidente del extinguido Banco Hipotecario Español entre 1985 y 1994 y actual miembro Economistas Frente a la Crisis, opina que los tipos bajos y la intervención del BCE han sido claves para impulsar las hipotecas fijas baratas. "Durarán mientras los tipos estén bajos. Cuando suban, los bancos volverán a hacer cálculos", indica. Olivia Feldman, cofundadora del comparador de productos financieros   HelpMyCash.com   piensa igual: "En este contexto, un banco gana más con hipotecas fijas al 2% o 3% que con otros productos financieros habitales".

Crecimiento orgánico

Bernardos indica que las hipotecas fijas  low  cost   vendrán, por ahora, por parte de entidades de segunda fila porque "con estos préstamos crecen orgánicamente, captando clientes de clase media y alta, toda vez que no pueden aumentar su tamaño comprando otros bancos. O crecen así o son comidos". "Después es posible que se sumen los banco smás grandes", prevé.

Producto gancho

La comercialización de hipotecas a un tipo fijo tan asequible suele tener como contraprestación, según Bernardos, una alta vinculación. Los bancos persiguen hacerse con clientes solventes  y  un  flujo continuo de liquidez (entre los requisitos que suelen exigir está la nómina de 2.000 a 3.000 euros). "La banca busca atraer clientes con el mejor perfil financiero, que puedan pagar una casa en 10 años y con vinculaciones  como  tarjetas, seguros, planes de pensiones, etc.", comenta Feldman. Esta experta avisa de que suelen fijarse comisiones para compensar el bajo interés al que presta y para que no cancelen las hipotecas antes de tiempo.

Buena garantía de cobro

La banca vuelve a ver la vivienda como una buena garantía de cobro. Dicho de otro modo, la mira como un activo en revalorización. "Los precios van a subir y no hay mejor señal para saber que estos préstamos no serán fallidos", explica Bernardos. Además, estas hipotecas requieren el pago inicial del 20%-30% del valor del inmueble. Rodríguez recalca que los préstamos para comprar una casa "tienen una mora mucho más baja que la media de los créditos".

Ante la venta de préstamos baratos (fijos y variables), el Banco Sabadell ha alertado  del    riesgo  de  dar  "créditos en general -y algunas hipotecas- con pérdidas, a precio no suficientemente rentable ni sostenible". Fuentes del Banco de España consultadas por   Su  Vivienda   no  ponen en duda esta política comercial. "El crédito es una actividad libre y los límites de las ofertas los fija el mercado y los niveles de solvencia y liquidez que deben guardar las entidades".

Fuente: El Mundo -17/7/2015